LOS COLECTIVOS Y ORGANIZACIONES SOCIALES Y SINDICALES DE CUENCA, ATTAC, CGT, ZAMBRA/BALADRE, INTERSINDICAL Y ECOLOGISTAS EN ACCIÓN, EN APOYO A LA MOVILIZACIÓN DEL DÍA 25[1] DE MARZO CONVOCADA POR UN COLECTIVO GENTES PARADAS Y PRECARIAS: ¡¡¡PORQUE EL DEREC

Exigimos públicamente a los gobiernos de las administraciones públicas con competencias en servicios sociales de la ciudad (Ayuntamiento y Junta de Comunidades) dejen de mirar para otro lado frente al dolor y sufrimiento que conllevan los desahucio y pongan en marcha de forma inmediata un “servicio integral de apoyo a las familias en riesgo de desahucio”. Para facilitarles esta tarea, les anunciamos que en breve les haremos llegar -a través de registro- un documento que detalla la forma en que la Junta de Castilla León ha puesto en marcha un dispositivo de estas características.

 

Al mismo tiempo, demandamos y exigimos a estos gobiernos, diseñar un plan de medidas urgentes para atender las demandas de las personas empobrecidas de nuestra región y que responda de forma efectiva a la situación de emergencia social que atravesamos como resultado del afán de lucro de unas élites que se esconden detrás de los mercados. No y mil veces no al pago de la deuda, renta básica y muchísimo más.

 

Entre las muchas urgencias sociales y que no se puede seguir ignorando, está la necesidad de garantizar el derecho de todas las personas a una vivienda digna. Por ello, exigimos a estos gobiernos que desarrollen planes de vivienda con carácter social destinado a personas y familias con escasos o nulos recursos.

En esta línea, invitamos al Alcalde de Cuenca a renegociar de inmediato con la CEOE, CC.OO y UGT para que asuman que ya no estamos en los tiempos de los pelotazos urbanísticos y se hagan cargo del coste de sus nuevas sedes, valoradas en 5 millones de euros. De esta manera, el Ayuntamiento podrá obtener fondos para empezar a dotarse de un parque de viviendas municipal que ofrecer a las personas y familias con escasos recursos o sin ellos, en régimen de alquiler social.

Si no fuera así, y el Ayuntamiento no lograra que estas entidades se hiciesen cargo del pago de sus edificios, instamos al Alcalde a que modifique el proyecto y esos edificios se destinen a viviendas sociales.